Restaurante Marisquería
Esencia de Galicia


Mariscos
Almeja babosa
Almeja fina
Almeja japonica
Berberecho
Bogavante
Camarón
Centollo
Cigala
Langosta
Mejillón
Navaja
Nécora
Percebe
Pulpo
Vieira

Pescados
Lenguado
Merluza
Mero
Rape
Rodaballo



Pulpo

El pulpo es un molusco cefalópodo que posee ocho brazos con dos filas de ventosas en cada uno de ellos. Se caracteriza por tener el cuerpo blando con un cerebro bien desarrollado y dos ojos grandes y complejos que le proporcionan una buena visión.

Pueden llegar a cambiar de forma muy rápida, el color y la textura de su piel. Pasan gran parte de su vida escondiéndose entre las rocas y agujeros naturales y muchas especies, como el pulpo común pueden llegar a crecer hasta 1 m. de largo.

Vive en fondos rocosos en las zonas litorales. En Invierno el pulpo comienza a acercarse a la costa para realizar la reproducción, permaneciendo en el litoral hasta la primavera. Es un animal de costumbres nocturnas y se alimenta de crustáceos, peces pequeños y moluscos.

El pulpo que acude al mercado gallego procede de nuestras costas o bien de las que se efectúan en el Banco Canario-Sahariano. En este último caso, su presentación es siempre congelado, aunque últimamente están llegando a nuestras lonjas, partidas de pulpo Marroquí en fresco.

En las costas gallegas se captura también el pulpo blanco o cabezudo, que se distingue claramente por tres aspectos: su color casi blanco, el gran tamaño de su cabeza en relación con su cuerpo y por poseer a lo largo de sus brazos una única fila de ventosas.

El pulpo cabezudo, a pesar de ofrecer interesantes cualidades gastronómicas, es un olvidado de la cocina gallega, por lo que apenas acude a nuestro mercado en fresco, siendo su destino otros mercados o para conservas.

Portada | © 2009 Manda Truco